Independiente perdió en Casanova el invicto de De Felippe

140

Almirante Brown lo venció por 1-0 con un gol de Carballo. El Rojo sufrió la primera derrota con su nuevo DT, cortó una racha de seis partidos invicto y quedó a cinco puntos de los puestos de ascenso.

Almirante Brown consiguió un triunfo histórico en la B Nacional. En Isidro Casanova, venció 1-0 a Independiente por el golazo de Héctor Carballo a los 14 minutos del primer tiempo. Así, le quitó a los de Avellaneda el invicto de seis partidos que mantenía con Omar De Felippe como entrenador y lo dejó lejos de la zona de ascenso.

En un primer tiempo con pocas emociones, el visitante arrancó mejor y avisó a los 8 minutos, con una media vuelta de Montenegro que se fue cerca del palo izquierdo del arquero Cacace. Sin embargo, Almirante fue más oportuno y logró abrir el marcador al aprovechar una pelota parada. A los 14, Mancuello despejó de cabeza tras un tiro de esquina y le dejó la pelota servida a Carballo, que sacó un bombazo inatajable para Diego Rodríguez.

Después del gol, el equipo de Héctor Rivoira se replegó y pareció apostar al contrataque, aunque intentó sacar ventaja de los huecos que dejaba el uruguayo Núñez por derecha. Mientras tanto, Independiente insistía con más voluntad que fútbol, luchando con un mediocampo inestable y delanteros ausentes. A los 29, Zapata desperdició una ocasión clarísima para empatar, cuando enganchó en el punto del penal y remató de zurda, por encima del travesaño.

En el complemento, Independiente buscó el empate por todas las vías posibles. Sin brillar, Montenegro y Pisano fueron lo más claro en los últimos metros, aunque Menéndez estuvo impreciso. El “Rolfi” tuvo la más clara a los 10 minutos, con un remate que pasó muy cerca del ángulo izquierdo. Pasado el cuarto de hora, el árbitro Silvio Trucco ignoró un grosero agarrón de Ibars sobre Menéndez dentro del área, que era un claro penal para los de Avellaneda.

Pasaban los minutos e Independente no paraba de insistir. Zapata tuvo otra chance nítida a los 23, con un violento disparo alto que tapó bien Cacace. Con Almirante refugiado en su campo, De Felippe metió mano y mandó a la cancha a Penco, Benítez y Miranda para reforzar el ataque y suplir las falencias ofensivas. Rivoira, en tanto, sacó a Aillapán y a Pérez Visca, dos hombres de área, y apostó por cuidar el resultado.

La línea de cuatro defensores de Almirante (Garré, Ibars, Carballo y Ortíz) debió trabajar más de la cuenta para neutralizar los avances del visitante, que no consiguió vencer la valla local pese a haber buscado el empate en todo el segundo tiempo. Así, Almirante Brown se aferró a un triunfo histórico en su primer partido oficial ante Independiente, que le permitió alcanzar el décimo puesto con 15 unidades y quedar a cuatro de la zona de ascenso. En tanto, los de De Felippe siguen con 14 puntos y aún deben jugar el encuentro suspendido ante Unión.