Cayó una banda que pasó 260 litros de cocaína líquida por Mendoza

239

Una banda integrada por 12 miembros fue detenida luego de un operativo antidroga que se realizó hace unos días en Chile. Uno de los detenidos, de nacionalidad boliviana, fue quien transportó la  cocaína líquida en un camión, cargamento que pasó por Mendoza hacia el vecino país. Se incautaron 260 litros de la sustancia blanca y fue valuada en más de 50 millones de pesos argentinos.

La causa, que sorprendió a las autoridades trasandinas, por la cantidad de droga secuestrada, sucedió hace unos días en la localidad de Los Andes, Chile. Según detallaron fuentes de aquella  localidad, fueron doce las personas que integraban la banda, de las cuales, ocho son personas chilenas y las otras son oriundas de Bolivia.

La investigación comenzó hace varios meses debido a que el grupo chileno “observó que el negocio era redituable luego de pasar la droga en pocas cantidades”, señalaron desde la División  Antinarcóticos de la Policía de Investigaciones de Chile (PDI) a El Sol.

A raíz de esas primeras intervenciones de la banda, fue que la PDI comenzó con los trabajos de seguimiento a los individuos y denominaron el operativo como Agua Dulce.

Los pesquisas recibieron el dato de que un ciudadano boliviano que transportaba droga ingresó a Chile desde Mendoza a través del paso Cristo Redentor.

Efectivamente, el sospechoso llegó a bordo de un camión cisterna luego de salir de su país de origen, de donde también sería la droga, estimaron los voceros.

“El hombre viajaba solo y transportaba alcohol industrial y, en otro compartimiento secreto –en un tanque de combustible modificado–, llevaba los 260 litros de hidrato de cocaína”, dijeron los  pesquisas. Al líquido se le realizaron las pruebas químicas correspondientes y el resultado fue positivo para cocaína.

Al sujeto se lo detuvo a la altura del kilómetro 57, “en el aparcaderode Los Andes”, en el momento que  se realizaba el traspaso de la droga a los receptores chilenos que operaban del otro lado de la cordillera.

Los individuos estaban traspasando el líquido a unos bidones de 70 litros cuando los atraparon.

Según explicaron, el camionero iba a continuar con su marcha hasta la empresa donde debía descargar el alcohol pero sus movimientos se vieron frustrados. “La empresa no tiene vinculación con la  banda y el camión era del detenido. Al hombre sólo lo contrataron para que trajera el cargamento de alcohol”, comentaron, agregando que aprovechan esos viajes para cometer el ilícito.

Lo cierto es que la cocaína iba a ser llevada hacia las localidades de Lampa y Quilicura, donde el grupo tenía los “laboratorios” y la sustancia iba a ser transformada en sólida. “Se les echan sustancias  químicas, como ácidos y soda cáustica, para  que se vuelva pastosa. Después se lacoloca en una tela, tipo sábana, hasta que se seca, separan los residuos y la compactan. Finalmente obtienen el  polvo”, explicaron los especialistas.

En cuanto a este proceso para recomponer la droga, los voceros trasandinos indicaron que, de acuerdo con el proceso que se realice o la calidad de droga que se quiera obtener, la cocaína sólida  puede representar menos o más cantidad que la líquida. A más pureza del polvo, se obtiene menos cantidad.

Luego de la incautación, los policías allanaron 14 inmuebles en las localidades de Santiago, Renca, La Florida, Independencia, Quilicura y el sector de Chicureo de Colina, explicaron las fuentes.

Además, el sindicado líder de la organización fue identificado como  Aquiles Andrés Acevedo Parra, de28 años y de nacionalidad chilena, como indicaron medios trasandinos, entre ellos, Andes On Line.

El hombre cumplió una condena por tráfico en el 2006 y es investigado por el paso de 180 kilos de cocaína, marihuana y pasta base, en setiembre del año pasado.

Los investigadores también secuestraron armas de fuego, documentación, dinero en efectivo y teléfonos celulares. También confiscaron seis vehículos. Cinco de ellos eran de alta gama y tenían  patente chilena. En tanto que el otro rodado, el camión, era originario de Bolivia.

Tras el operativo, los uniformados valuaron la cocaína en un valor de 5.200.000.000 de pesos chilenos. Es decir, algo más de 50 millones de pesos argentinos. Desde Chile informaron que el  operativo no contó con la colaboración de la Policía de Mendoza porque los trasandinos no tenían la información por dónde iba a ingresar el cargamento.

Fuente: EL SOL ON LINE