Mendoza será fábrica de células humanas

102 views Leave a comment
Parece una película del futuro y tal vez lo sea, pero tal parece que va a suceder: el oftalmólogo mendocino Roberto Zaldívar junto a especialistas chinos y americanos y un laboratorio de Hong Kong, están planificando la instalación de una sede en Mendoza destinada a la producción de células “endoteliales”, una solución “artificial” (así, entre comillas) para resolver el problema de los trasplantes de córnea convencionales que rara vez recuperan la visión total de un ojo. Para tener una idea de lo que hablamos: en la Argentina se hacen más de mil trasplantes de córnea al año y hay tres mil personas en lista de espera. Y en Estados Unidos operan a 48.000 pacientes cada año. Y siempre debe trasplantarse desde donantes cadavéricos, porque las células endoteliales pertenecen a ese selecto grupo que como las neuronas, no se reproducen. Por la existencia de células como éstas es que –en definitiva- alguna vez nos morimos. El laboratorio que se planea en Mendoza proyecta “fabricar” las células, alimentarlas, y reproducirlas a partir de la materia prima original, que sí es tejido humano.

Con el “know how” de Zaldívar, planean hacer el primer trasplante del mundo con células “criadas” y cultivadas en laboratorio. Esta técnica –que costaría 1.400 dólares por operación- representa un avance gigantesco respecto de la misma intervención que se hace trasplantando el “endotelio corneal” de un donante muerto a un receptor vivo, y una ventaja de cien a uno respecto de los trasplantes convencionales. Para que se entienda: en la cirugía clásica de córnea, esta verdadera “lente humana” que debe ser perfecta, transparente, y homogénea, quedaba con frecuencia con irregularidades producto de las suturas. Pero alguien descubrió que en una buena proporción de pacientes con la córnea dañada, siete de cada diez, lo único que está lastimado es una finísima capa de células en la cara posterior de la córnea. Es el “endotelio corneal”. La teoría verificada después indica que reemplazando esas células enfermas, que no llevan suturas, la córnea recupera la transparencia. La instancia superior y que Zaldívar trata de llevar adelante, es producir esas células en un laboratorio para no depender de que haya cadáveres. Así, un laboratorio instalado en Mendoza podría proveer a todo el continente.

El laboratorio específico que los doctores Zaldívar (Padre Robert e hijo Roger) están planificando montar en la zona de Luján –detrás de la cancha de Chacras de Coria- nada tiene que ver con células madre, que han proliferado en tratamientos pagos de eficacia no probada y aún no regulados, o prohibidos en su fase clínica. Esto es otra cosa: producción de células para córneas. La confusión reproducida por casi todos los medios que trataron el viaje de Francisco Pérez a China, se originó en un comunicado oficial.

Las negociaciones con los chinos de Amcon Protein Technologies, LLC; los dueños del laboratorio original en Hongo Kong están avanzadas. Días atrás, el gobernador Pérez tuvo una reunión con sus representantes. Es que el gobierno de Mendoza tiene cosas que hacer, “empujar el lápiz” para que el proyecto salga. Uno de los deberes es dotar de servicios la zona donde se montará el centro tecnológico, que incluirá también una fábrica de lentes intraoculares de capitales indios, y en el futuro, una clínica oftalmológica. En estos días, Roberto Zaldívar se reunirá con uno de los máximos especialista en cultivo de células, un médico chino PHD en farmacología que formará parte del acuerdo, llamado Ye Ji Ming. Dicen que a partir de allí en un período que iría de los dos años a los tres, Mendoza contaría con este centro de producción de células para córneas.

Asociado al laboratorio de células viene una empresa más, del ramo. La biotecnológica ESSEX, que producirá el “alimento” para las células endoteliales, que a su vez es extraído en un complejo proceso originado en la glándula pituitaria de la vaca.

La inversión inicial para comenzar el proyecto, es decir, el “esqueleto” del laboratorio es de unos siete millones de dólares. Y cabe preguntarse por qué alguien que en definitiva hace un negocio –los chinos no piensan en esto como actividad solidaria ni son filántropos- querría venir a un país en el que la política no da garantías de estabilidad: cepo cambiario, tipo de cambio atrasado, dólar blue, trabas a las importaciones de cualquier tipo de insumo, inflación, costos laborales altos. Y hay que buscar la respuesta en un puñado de ventajas competitivas que la gente del Instituto Zaldívar rescata: 1) Son un centro de alta complejidad que tienen instrumentos y experiencial. 2) Tienen el “know how” de los trasplantes de córnea a través del reemplazo de las células del endotelio. 3) Las vacas argentinas cuyas glándulas proveerán el alimento de las células no tienen la enfermedad de la “vaca loca”, por lo que su uso es seguro. 4) Cuentan con el personal y dos de los más importantes investigadores del mundo, trabajando asociados con Zaldívar. 5) Tienen oftalmólogos entrenados por Francis Price, el número uno del mundo en trasplante de células endoteliales.

Todo indicas que el laboratorio productor de células para córneas humanas es mucho más que una idea. Zaldívar y el representante de Amcon firmarían un acuerdo en estos días, en New Orleans, donde el oftalmólogo mendocino se encuentra ahora. También está avanzado el proyecto de instalar una fábrica de lentes intraoculares con capitales indios, un proyecto que el propio Zaldívar motorizó en la India meses atrás, luego de que la empresa Care Group se interesara en el trabajo del médico mendocino. Harán lentes y “anillos de expansión” para tratar una enfermedad que se llama queratocono y que también produce deformaciones de la córnea.

Indios y chinos ya han estado en Mendoza este año viendo el panorama y los proyectos van en paralelo. Ahora habrá que esperar a que cada uno haga su parte para que los proyectos tecnológicos para la salud que está impulsando Zaldívar, se concreten.

¿Qué se espera del gobierno? Conectividad, caminos, servicios, energía, infraestructura, para montar este verdadero polo biotecnológico que los Zaldívar planean con empresas, laboratorios y médicos de India, China y Estados Unidos.

Fuente: MDZ

Related posts:

Author Bio

Informacion Ciudadana

No Description or Default Description Here