El massismo empieza a pensar en un vice para la fórmula presidencial

162 views 1 Comment
elecciones-2015-1857399w300

Cada vez que Sergio Massa convoca aRoberto Lavagna y a Carlos Reutemann a un evento no ahorra esfuerzos para que el ex ministro de Economía y el senador santafecino se integren a las charlas y no escapen a algún rincón, donde suelen sentirse más cómodos, lejos de las discusiones que incluyen altas dosis deperonismo explícito . Pero, cuando el encuentro es público, el líder del Frente Renovador también se asegura de que ambos aparezcan a su lado en cada una de las imágenes que se envían a los medios.

La imagen del trío se repitió días atrás en Expoagro 2014 y empezó a alimentar un debate que, aunque parece lejano, a poco de consultar se descubre que ya está instalado en el Frente Renovador: quién será el elegido de Massa para integrar la fórmula presidencial de 2015.

En esas charlas, prohibidas al público hasta tanto Massa formalice el lanzamiento de su candidatura, los nombres del ex gobernador de Santa Fe y el ministro asociado con la recuperación económica post 2001 se mencionan explícitamente.

“Previsibilidad” es el concepto que se les imputa a ambos, como el complemento que podrían aportarle al ex intendente de Tigre, que llegará a las elecciones presidenciales de 2015 con buenos pergaminos en la gestión, tras su paso por la Anses, la jefatura de Gabinete de Cristina Kirchner y la intendencia de Tigre, pero sin haber pasado por una gobernación y con sólo 43 años de edad.

Ambos, pero especialmente Reutemann, aportan un plus en las localidades del interior rural y el PJ ortodoxo, mientras que Lavagna suma en la clase media no peronista y el empresariado. Ambos, finalmente, no generan resistencias en el massismo y, hacia afuera, pueden ser nombrados sin afectar las alianzas que Massa trama por debajo de los radares del Gobierno y la UCR. Porque hay otros candidatos posibles.

Quienes conocen el pensamiento de Massa y están al tanto de las encuestas que circulan por el Delta están convencidos de que el nombre del diputado ya está bien posicionado en el “núcleo húmedo” del país. Por eso creen que para quebrar el armazón nacional que el kirchnerismo espera desplegar en 2015, de la mano de los gobernadores del PJ, Massa necesitaría perforar el bloque de provincias patagónicas, la región cuyana o el NOA.

En el primer caso, se impone el nombre del ex gobernador de Chubut y actual diputado Mario Das Neves, que viene de derrotar con holgura al kirchnerismo. Das Neves ya anticipó que quiere recuperar la gobernación. “Pero entonces no traccionaría votos para Massa en la región”, analizan desde lo más alto del Frente Renovador.

El armado de Massa en Cuyo es una incógnita y, con los mandatarios de San Juan y Mendoza muy cerca del gobernador bonaerense, Daniel Scioli, parece difícil de perforar. Con todo, el diputado cuenta con un aliado nada despreciable en la región: el empresario de medios Daniel Vila.

El desafío mayor está en el NOA, una región con mayor peso electoral que las anteriores. Pero allí la dificultad principal pasa porque el socio ideal que desde el Frente Renovador imaginan para Massa viene repitiendo en público que aspira a crecer en el oficialismo: el gobernador salteño Juan Manuel Urtubey. “Lo veo lejos”, dijo el mandatario a LA NACION, en enero. Pero conserva la amistad -y el diálogo- con Massa.

El otro socio políticamente incorrecto que el Frente Renovador imagina como vice es el intendente radical de Córdoba, Ramón Mestre, que cada vez que se reúne con el ex jefe comunal de Tigre debe salir a calmar a sus correligionarios. “Voy a acatar la dirección que decida la UCR, pero el partido debería darse la discusión sobre si desea alianzas”, indicó Mestre, en su último diálogo con este medio.

Quienes se encargan de idear la estrategia para la candidatura de Massa prefieren no atar la elección del vicepresidente a una cuestión táctica, coyuntural o regional. “Un buen vice puede sumar, a lo sumo, tres o cuatro puntos. No es, como en los Estados Unidos, alguien que puede determinar el resultado en un Estado y, con eso, la elección nacional. En cambio, si se lo elige mal, un vice puede restar mucho”, analizan.

Proponen, en cambio, dos requisitos para el elegido: “Ser alguien capaz de gobernar el país, por si algo le pasa a Massa, y dar certezas de que gobernaría en la dirección que desean Massa y sus votantes”. Luego, agregan una tercera condición: “Si aporta experiencia en un campo que Massa no domina, es un bonus”.

Fuente: LA NACION

Related posts:

Author Bio

Informacion Ciudadana

No Description or Default Description Here