BIBIANA TOLEDO: Exponer verdades tiene su precio

534 views Leave a comment
17952560_10206963870534985_7041440613904056491_n

Esta profesión que elegí y me apasiona me ha llevado a estos momentos donde tengo que hacer mi descargo personal porque no soy sólo la involucrada, sino también mi familia y la gente que me quiere bien.

Quiénes  me conocen saben que soy una persona transparente y honesta, muchas veces esa transparencia toca “intereses” que se ven perjudicados por mi accionar, lógicamente la defensa es un buen ataque, como lo que sucedió días atrás, donde mi persona ha sido atacada y no sólo con infamias, sino que cuentan datos tergiversados de la realidad para perjudicar mi imagen.  Me califican como “docente”, profesión de la que estoy orgullosa y que cumplo dignamente, afectándola con juicios de mi labor periodística. Siempre que hago un tipo de publicación, tengo la documentación respaldatoria, pero la gente que opina y me catapulta no se remite a las fuentes en búsqueda de la verdad, como sí lo hago yo en mi honestidad profesional. Cuanto he demostrado, a pesar de no ser culpable, presentándome a derecho ofreciendo una probation en el juicio donde fui denunciada por Emir y Omar Félix, por supuesta desobediencia. Aclaro que no es una condena, es una propuesta mía y de mi abogado defensor  como un tipo de remediación por si alguien se sintió ofendido, razón por la cual se  suspende el juicio a prueba, cumpliendo con la misma, al año no quedan antecedentes, ni nada por el estilo. Obviamente los tiempos de la justicia, no son los tiempos del ciudadano común, ya que se presentó en octubre del año 2016 y llamativamente hasta la fecha no he sido notificada. Evidentemente estas cuestiones confluyen en un mismo tiempo, lo que a mi parecer resulta sospechoso y me hace creer existió una campaña difamatoria en mi contra, que me perjudica en mi ámbito laboral y social.

Volviendo a los tiempos judiciales, me extraña sobremanera   que en la denuncia del Director de Recursos Humanos del Municipio Raúl Vicente Giannone, (Querella por Calumnias e Injurias) que después de casi dos años de inactividad   en la causa, su abogado defensor impulse nuevas acciones  precipitadamente en estos tiempos donde el deporte parecía ser  “peguémosle a Toledo”, faltando siete días para que prescriba la causa (7 de abril de 2017). Cuenta mi denuncia acerca de   que las personas firmantes de las “dudosas asignaciones de horas cátedras de deporte del municipio local”, sería o deberían ser investigados, pero el expediente fue archivado por el Juez interviniente. (300 pruebas y audios).

Vuelvo a resaltar, que en honor a mi profesión de comunicadora, honesta y comprometida con la verdad, teniendo respaldadas todas mis publicaciones por datos fidedignos, que constan en expedientes judiciales, pero que duermen en algún lugar, no puedo dejar de preguntarme ¿los políticos son inimputables?.

Cabe destacar que no soy una prófuga, que soy una persona que tiene una vida, que proyecta sus actividades, viajes, como el de la semana pasada, cuya realización no tenía nada que ver con lo judicial, sino con razones particulares. ¿Cómo podría yo saber que en una semana me citarían dos veces en una causa dormida?

En épocas donde la vida pasa por las redes sociales y medios de comunicación, es triste ver como se desprestigia mi imagen por distintas “razones”, a una persona cuyo objetivo en la vida es ser veraz, desenmascarando “las cosas turbias” injustas que afectan a la sociedad, o a los ciudadanos comunes que no tienen “voz”. Yo estoy para escuchar, y esta voz, no será callada tan fácilmente.

Como dice José Marti: “Triste cosa es no tener amigos, pero más triste es no tener enemigos. Porque quien enemigos no tenga, es señal de que no tiene: ni talento que haga sombra, ni bienes que se le codicien, ni carácter que impresione, ni valor temido, ni honra de la que se murmure, ni ninguna cosa buena que se le envidie”.

A pesar de todos los golpes y difamaciones no claudicaré en mis ideales, porque se que más allá de todo esto, existe gente que cree en mí  y que ve representado en mis reclamos, los suyos.

A los difamadores les digo que tengo la fortaleza suficiente para resistir sus embates, en mi compromiso por defender la verdad.

A los señores políticos les digo que en mí van a tener la mejor colaboradora si trabajan por la gente, sean del partido que sean.

Gracias a mis amigos, porque ninguna crítica logró que dejaran de serlo. Me mantienen en pie con mis convicciones.

Quiero terminar mi escrito con la frase de un grande como lo era Martin Luther King: “No me preocupa el grito de los violentos, de los corruptos, de los deshonestos, de los sin ética, lo que más me preocupa es el silencio de los buenos”.  Saludos cordiales, de esta humilde comunicadora. 

                                                                 Bibiana Toledo

Related posts:

Author Bio

Informacion Ciudadana

No Description or Default Description Here